FANDOM


"¿Necesita una pareja de cría con el mismo color de ojos para un perro del desierto mukkavi? Por mí no hay inconveniente, señora. Conozco a un jefe tribal de Bur-Shitrak, en Arabia, que posee una magnífica jauría, y tiene una deuda de sangre conmigo. Se lo conseguiré en menos de seis meses, se lo aseguro."

Sumieren Imrodil, "El que habla con las bestias"
Sumieren imlordil

Sumieren es de estatura intermedia para un elfo, un poco más de un metro ochenta, y lleva su largo pelo negro en cola de caballo. Tiene el rostro curtido, y edad mediana (122 años). Sus densas cejas curvadas hacia arriba, sus orejas de punta y la mirada penetrante de sus profundos ojos negros le dan un aire demoníaco, del que está muy orgulloso. A menudo lleva ropa especial de colores verdes y marrones, para destacar su oficio de cazador.

Siendo marinero en los buques del Clan Ulliogtha, Sumieren se quedó fascinado con los animales exóticos que veía en sus viajes. Una disputa sobre la parte que le correspondía de los beneficios de un viaje con el señor de su clan, el anterior Exarca Valmathol Buenaspalabras, fue la excusa perfecta para apartarse del clan y ganarse la vida por su cuenta. Pasó muchos años sirviendo en buques de otros clanes hasta hace treinta años, cuando se decidió a abrir la tienda "Amigos Inapreciables".

Aunque no es mu devoto de Karnos, Sumieren sólo mata animales si es imprescindible: es cazador, no matarife. Nunca aceptará un encargo de conseguir un trofeo o una parte de un animal. Cuando puede se toma su tiempo para juzgar el carácter de sus clientes y a veces rechaza ofertas cuantiosas si piensa que el animal va a estar desatendido o maltratado.

Sumieren es uno de los pocos extranjeros que ha entablado contactos con las tribus primitivas del interior de Lustria, y se ha ganado su respeto. Conoce a muchos miembros de la clase alta de Marienburgo y de muchos países del Viejo Mundo, que adquieren animales de vez en cuando. Es muy amigo de Hugo Delftgruber, que una vez le salvó la vida cuando Sumieren tropezó accidentalmente con una operación de contrabando. También tiene una relación estrecha con Karl den Euwe, que le prestó el dinero para ingresar en el Gremio de Mercaderes y comprar un barco. Jaan van de Kuypers es un cliente habitual.

Si tiene un hogar, Sumierne diría que es Marienburgo. Él no hace distinciones entre el Barrio Élfico y la ciudad, y le tiene mucho cariño, así que le preocupan los peligros que la acechan. Según el Director Karl del Euwe, el poder creciente de la Casa van de Kuypers y sus aliados es una amenaza para Marienburgo; por tanto, convencido de que den Euwe sólo quiere el bien de la ciudad, Sumieren ha aceptado hacer de espía para él, sirviéndose de la confianza y el favor de De Kuypers para sonsacarle información sobre sus actividades clandestinas y entregarla mediante intermediarios en el Mesón del Gallo Rojo. Si esto saliera a la luz, la vida de Imlordil no valdría nada.

Fuente Editar

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.