FANDOM


Escenario Warhammer Total War Condes Vampiros por Radojavor
El barón Trentino Regak, el último de su linaje, intentó unirse a la aristocracia de la noche cometiendo la torpeza de beber la sangre de jóvenes vírgenes, convencido de que tal atrocidad le concedería la inmortalidad. Pero en lugar de eso tuvo el efecto contrario. Regak llamó la atención de Ostermark, y un grupo de cazavampiros ayudados por los Caballeros del Lobo Blanco lo capturaron y quemaron vivo. Tras congratularse por haber salvado a los lugareños, reclamaron el castillo de Regak en nombre de Ostermark. Sin embargo, Regakhof seguía estando dentro de los límites de Sylvania, en la orilla equivocada del río Stir.

Durante más de diez años, los habitantes de Regakhof se gobernaron a sí mismos, designando a uno de sus tenderos como burgomaestre. Pero aquella situación no podía durar. Cuando Mannfred von Carstein volvió a hacerse con el poder, ordenó que empalaran y quemaran al burgomaestre en la plaza del pueblo, y luego permitió a sus hombres que tomasen lo que quisieran de los lugareños en una demostración de poder más pavorosa de lo que el barón Trentino Regak hubiera sido capaz.

FuenteEditar

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.