FANDOM


El Abandonado, el Desdichado, el Muchacho Demacrado

Se cree que el Niño Perdido es el espíritu afligido de un crío ejecutado. El niño (o niña, pues puede adoptar ambas formas) tiene una palidez terrorífica, y bajo su mata de pelo desgreñado tiene dos grandes cuencas negras en lugar de ojos. Viste ropas simples pero chamuscadas. El Niño Perdido observa tímidamente al practicante de magia desde detrás de un árbol o la esquina de un edificio. Al cabo de un instante, el fantasma abre la boca y vomita un torrente de sangre. La manifestación de esta aparición suele estar precedida por la risa de un niño. 

Fuente Editar

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.