FANDOM


Chambelán tercera edición de rol
Muchos miembros de la aristocracia en el Imperio tienen propiedades que requieren un gran número de empleados para mantenerlas. Los encargados de hogares tan ricos prefieren no administrar directamente a sus sirvientes. La mayoría deja la administración diaria de sus mansiones y propiedades a un Chambelán.

La posición del chambelán es privilegiada. Se le ahorra gran parte del trabajo duro y repetitivo que realizan aquellos bajo su competencia. Sin embargo, la organización de grandes hogares es desalentadora. Si la limpieza de la casa, el esplendor de los terrenos, o la calidad de la cocina no cumplen con los altos estándares, es el chambelán quien se responsabiliza. Los chambelanes a menudo también están a cargo de las finanzas, asegurando que el personal reciba un pago y que los costos de mantenimiento no excedan el presupuesto.

Los chambelanes exitosos aprenden las mejores prácticas de la administración del hogar y son despiadados en eliminar a los sirvientes perezosos o incompetentes. Además de gobernar al personal, es deber del chambelán garantizar que todos los visitantes de la mansión sean bien recibidos y se atiendan sus necesidades. Un chambelán debe cultivar buenos modales y estar preparado para adular a los huéspedes más exigentes y odiosos. Mientras que los chambelanes suelen estar asociados con familias nobles, algunos son empleados por casas de comerciantes para administrar el personal de sus casas o complejos acuerdos comerciales. Algunos líderes militares o religiosos importantes también pueden emplear a un chambelán para administrar mejor sus asuntos.

La vida de un chambelán es bastante fácil en comparación con muchas profesiones en el Imperio. Sin embargo, las responsabilidades del rol pueden llegar a ser demasiado para algunos, y pueden verse tentados a hacer su propia fortuna, encontrando la gloria como aventureros.

FuenteEditar

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.