FANDOM


Los Caballeros del Grifo son una Orden de Caballería relativamente joven (en comparación con muchas de las demás Órdenes de Caballería del Imperio), fundada por Magnus el Piadoso en el año 2305. El cometido de la Orden es defender el Gran Templo de Sigmar, además de proteger a los miembros de mayor rango de la Iglesia de Sigmar cada vez que emprenden un viaje a territorio extranjero.

Estos son, sin lugar a dudas, los caballeros más beligerantes y militaristas de todos. Sus rituales diarios consisten en un estricto entrenamiento marcial y después más entrenamiento, por ello un caballero veterano de esta orden es el epítome de la disciplina y la marcialidad en el campo de batalla. Estos caballeros son capaces de atacar, aguantar la posición y retirarse de manera ordenada siempre y cuando la situación lo permite.

La OrdenEditar

Los Caballeros del Grifo fueron fundados por el Emperador Magnus el Piadoso como parte de su iniciativa para reconstruir el Imperio tras la Gran Guerra contra el Caos. Magnus pidió que se presentasen ante él los cien hombres más valientes y leales de entre los Caballeros Pantera para que se unieran a su corte en Nuln, y allí creó una nueva y devota Orden de Caballería directamente responsable de la protección del Templo de Sigmar de la entonces capital.

Caballero del Grifo a caballo

Los caballeros se sintieron inmensamente honrados por esta elección y aceptaron la oferta sin peros, con lo que se creó la Orden de los Caballeros del Grifo. Los Caballeros del Grifo son una orden templaria consagrada a Sigmar y a la protección de su culto. Su objetivo principal era defender el templo de Sigmar de la capital imperial, que en aquella época era Nuln, pero cuando la corona pasó a los Príncipes de Altdorf en el 2429 CI, los Caballeros del Grifo se trasladaron al Gran Templo de Sigmar en Altdorf para mantener su voto de proteger el corazón del Imperio de Sigmar. Aunque los Caballeros del Grifo se reclutan únicamente de entre la aristocracia local de Nuln, han jurado proteger los templos de Sigmar de todo el Imperio. Solo a los caballeros que han montado a un Semigrifo en batalla se les concede el honor de proteger el Gran Templo de Sigmar en Altdorf.

La Orden mantiene buenas relaciones con el culto de Sigmar, pero no tan buenas con la Reiksguard, que los ve como intrusos en su tradicional territorio de Altdorf y su papel de defensores del Emperador, naciendo cierta rivalidad entre ellos pues ambos consideran que el otro se está inmiscuyendo en su deber tradicional. También tiene roces con los Caballeros del Corazón Ardiente, la guardia de honor personal del Gran Teogonista, que a menudo compite con los Grifos por el poder político en el Gran Templo.

CaballerosEditar

Los Caballeros del Grifo se ejercitan y entrenan en los cuarteles anexos al Gran Templo de Sigmar de Altdorf. Se dice que no existe nadie tan eficazmente preparado ni resuelto en su obligación como un Caballero del Grifo. Se enorgullecen mucho de su herencia y su honor, a menudo hasta el punto de la arrogancia. Sus detractores afirman que esto es su debilidad: los caballeros lo consideran un punto fuerte.

Caballero del Grifo en Semigrifo

Los Caballeros del Grifo siempre forman con gran esplendor cuando desfilan o luchan; visten armaduras de placas de color acerado ricamente decoradas, y las bardas de sus monturas están lacadas con colores rojos oscuros para reflejar la deuda de sangre de los caballeros y el Imperio con el fundador de su orden, Magnus el Piadoso. También llevan el color negro para recordar su fundación en Nuln por parte de Magnus el Piadoso y suelen llevar también dorados. En combate blanden espadas y martillos, además de lanzas de caballería con estandartes que ondean al viento.

Los miembros de mayor antigüedad de la orden se cubren con pieles de grifo. En el pasado, todo Gran Maestre debía superar un ritual de tránsito que consistía en capturar y desollar a un grifo para vestir su piel como trofeo, pero en la actualidad estas bestias son demasiado valiosas para la colección de fieras del Emperador, por lo que el ritual ya no se celebra.

Los Caballeros del Grifo pasan casi todo el tiempo patrullando el Gran Templo de Sigmar, custodiando los santuarios y reliquias sagradas y protegiendo a los sacerdotes y demás miembros del culto. La única zona que queda fuera de su jurisdicción son los aposentos privados del Gran Teogonista, que están bajo la protección de los Caballeros del Corazón Ardiente. Cuando un sacerdote del Gran Templo emprende un viaje, puede solicitar a un Grifo que le acompañe; los Lectores y Archilectores de Sigmar siempre disponen de toda una unidad de estos guardaespaldas.

El Fin de los Tiempos Editar

Nagash Gran Nigromante retornado Fin de los Tiempos

El Fin de los Tiempos

El trasfondo que puedes leer en esta sección o artículo se basa en la serie de libros de campaña y novelas de El Fin de los Tiempos, que recientemente ha sustituido la línea argumental de La Tormenta del Caos

Archaon Señor del Fin de los Tiempos

Caballeros del grifo batalla de las ruinas de bolgen

Batalla de las Ruinas de Bolgen Editar

Los Caballeros del Grifo fueron fundados tras la última Gran Guerra contra el Caos, un hecho que pendía pesadamente en cada hermano que montaba a la batalla al lado del emperador. Encargados de defender los santuarios de Sigmar en la capital, habían fracasado singularmente en hacerlo. Ahora los caballeros trataban de borrar su vergüenza demostrando que eran iguales a la Reiksguard. Este desafío tácito no pasó desapercibido por completo por los caballeros de la Reiksguard, que lo consideraron simplemente como una extensión de la rivalidad a largo plazo entre las dos órdenes.

Miembros ConocidosEditar

MiniaturasEditar

ImágenesEditar

FuentesEditar

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.