FANDOM


Cazador de Brujas por tycarey

imagen ilustrativa

Los Buscadores de la Verdad y la Justicia son una orden dentro de otra orden: una sección clandestina de los cazadores de brujas totalmente hermética, ultra fanática y muy bien financiada. Esta organización relativamente nueva se enorgullece de su dedicación absoluta al trabajo que les ocupa. El lema de los Buscadores es algo a lo que cada uno de sus miembros aspira: "Conocimiento, Coraje, Integridad". Se enorgullecen de su dedicación extrema a su trabajo.

Aunque no están reconocidos oficialmente por la corte imperial, están financiados en secreto por las arcas imperiales y por la oficina del Gran Teogonista. Ambas organizaciones creen sinceramente en la misión de esta sociedad. Si éstos comprenden totalmente el excesivo fanatismo o la eficacia despiadada con la que llevan a cabo su trabajo los Buscadores, o bien no les importan o incluso puede que la aliente en secreto.

Muchos de los miembros de los Buscadores tienen "tapaderas", es decir, trabajan infiltrados como funcionarios menores de la burocracia imperial y dentro del culto de Sigmar, en concreto, entre los cazadores de brujas y en cualquier organización que tenga un contacto regular con uno o más de los Colegios de la Magia, sobre todo en el departamento que se ocupa de las licencias de los hechiceros, lo que les permite comprobar a aquéllos de los que sospechan que tienen tendencias caóticas.

Su lider es Detlef Johannson.

La Guarida de los Buscadores Editar

Warhammer Online Cazador de Brujas Arte Concpetual 01 por Michael Phillippi

Las oficinas de los Buscadores se encuentran en un feo y sombrío edificio anónimo, relativamente próximo al Palacio Imperial de Altdorf, marcado tan sólo con una pequeña placa de latón que indica el nombre de la organización y su lema, y con los símbolos del cometa de doble cola y el Ghal Maraz. El edificio nunca se encuentra abierto al público y la puerta casi siempre permanece cerrada con llave. Llamar a la puerta casi nunca obtendrá respuesta, ya que cada uno de los miembros de los Buscadores tienen sus propias llaves.

La sobriedad externa del edificio oculta su bien acomodado interior. Las paredes están forradas con paneles de madera, las sillas son cómodas y siempre hay un sirviente a mano para traer un vaso de exquisito vino o una comida de cuatro platos bien preparados. El edificio también cuenta con dormitorios para los miembros de otras ciudades que estén de visita. Los Buscadores procuran tener un agente en cada una de las grandes ciudades del Imperio en todo momento, y recientemente han reclutado a más miembros para que se establezcan en las ciudades de otros países como Tilea, Estalia, Bretonia y Kislev.

En el sótano que hay bajo las elegantes habitaciones del piso de arriba es donde se revela el verdadero rostro de los Buscadores. Es allí donde se encuentran las celdas y salas de interrogatorio de sus víctimas. Estas celdas son mucho más lúgubres y desagradables que sus equivalentes en otras casas capitulares de los cazadores de brujas. También hay un "tribunal" en el que se juzga a los practicantes de magia ante un jurado de tres jueces nombrados por ellos mismos. A los acusados no se les permite recurrir a abogados ni testigos que puedan obstaculizar o impedir el proceso judicial. Los juicios suelen comenzar con una pregunta sencilla, normalmente del tipo ¿Cuánto tiempo lleva asociado con las fuerzas de la oscuridad? o ¿Eres, o has sido, nigromante?.

Cazador de Brujas Empire

Si el enfoque suave del juicio no consigue una confesión (que es lo que persigue todo el jurado, independientemente de la culpabilidad o inocencia de los capturados), el practicante de la magia es conducido a la sala de interrogatorios, donde se emplean métodos más expeditivos, como empulgueras, hierros de marcar al rojo vivo, potros de tortura, flagelos y cosas aún peores.

Después de que se haya sacado una confesión al hechicero y haya sido declarado "culpable", puede prepararse un juicio fingido para que la doblegada víctima, con el cerebro lavado y aterrorizada, pueda confesar de nuevo ante un tribunal oficialmente reconocido, antes de ser conducida a la hoguera. Por otra parte, si se considera más conveniente, el practicante de magia puede desaparecer sin más, o ser encontrado flotando boca abajo en el Reik. Muy pocos practicantes de magia han escapado con éxito de esta parodia de justicia.

Sólo los hechiceros con licencia sospechosos de estar confabulado con la oscuridad, de practicar magia prohibida o algo parecido son tratados de esta manera. Los que no tienen licencia serán juzgados en un tribunal normal, donde serán declarados culpables con poco riesgo a que algo vaya mal.

Persecución de los Poderosos Editar

Warhammer fire and iron cover por moritat Cazador de Brujas

Lo que hace que los Colegios de la Magia aborrezcan tanto a los Buscadores es que escogen como objetivos ante todo a los usuarios de magia a quienes los cazadores de brujas no molestan: los magister imperiales y sus aprendices. Parece poco probable que los Buscadores hayan logrado capturar y matar a ningún magister pleno, pero los adeptos y demás aprendices a quienes se permite viajar al exterior por cualquier motivo han comenzado a desaparecer con una frecuencia alarmante a raíz de la creación de los Buscadores, y es muy posible que los estén atacando deliberadamente. Se sospecha que miembros del culto de Sigmar, como el ex-Gran Teogonista Esmer está empleando a los Buscadores en un intento por desestabilizar de alguna forma a los Colegios de la Magia, o tal vez de obligarlos a cometer alguna imprudencia.

La Orden Gris ha desviado su atención hacia las actividades de los Buscadores, y la Orden Brillante también ha manifestado abiertamente su desprecio absoluto por ellos, aunque el secretismo y la facilidad para desmentir de los Buscadores son tales que todavía no se han podido presentar cargos formales contra ellos. No pasará mucho tiempo hasta que se produzca una confrontación directa entre los Buscadores y uno o varios de estos grupos. Cuando el Patriarca Supremo se entere finalmente de esto, las consecuencias no van a ser muy agradables.

Claro que tal vez sea esto lo que esperan sus fundadores.

FuentesEditar

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.